Febrero del 2008

Aguas cloacales contaminan playas de Villarrica

Por Manuel Gross - 5 de Febrero, 2008, 15:26, Categoría: General

Aguas cloacales contaminan playas de Villarrica

Recién me he enterado por la radio de la nueva falla del colector de aguas servidas, que hoy martes contaminó la playa El Pescadito, apenas seis días después que la rotura de dos ductos del alcantarillado domiciliario vertiera las aguas servidas a la playa Pucara. Me provoca indignación constatar que el clima de irresponsabilidad y de impunidad se extiende a cuanta obra se proyecta y se construye, ante el silencio sorprendente de las autoridades regionales y nacionales que gozan de millonarios sueldos para que supuestamente se dediquen a cuidar el medio ambiente. El post siguiente informa de la primera falla:

El medio ambiente sigue desprotegido

El miércoles 30 de enero de 2008, a primera hora de la mañana, se informó del cierre de la popular playa Pucara debido a la contaminación con "aguas servidas" (aguas cloacales) provocada por la rotura de dos tuberías del alcantarillado que salen de la planta elevadora de la empresa Aguas Araucanía. Así, en los días de máximo calor, cercano a los 37 grados centígrados, la gente más modesta de Villarrica, especialmente niños, que habitualmente concurre a esta playa, no tuvo ninguna otra alternativa para capear el calor. Solamente cuatro o cinco personas levantaron la voz de alarma y de indignación en los medios de comunicación de la ciudad. Pero a nivel regional, después de una búsqueda exhaustiva en Google, ninguna autoridad ni representante de la empresa aparecen dando alguna explicación ni menos exigiendo reparaciones.

Por Manuel Gross Osses


El fin de semana pasado la prensa publicó una noticia que en el fondo ya no constituye novedad: “Contraloría establece desorden y falta de prolijidad en la Conama”.

En el documento que fue dado a conocer el anterior fin de semana, se detallan situaciones que si bien no constutiyen hechos de corrupción, revelan hasta qué punto la ley del medioambiente es letra muerta debido a que el aparato estatal no está preparado para cumplir los plazos establecidos en la misma. En los procesos que debe sancionar la entidad no había folios, y se dictan resoluciones aprobando iniciativas sin fundamentos.

En lo esencial, dice lo siguiente: “Desorden, incumplimiento de los plazos que establece la ley para algunos procedimientos ambientales, entre otros, fue lo que halló la Contraloría General de la República (CGR) en la Conama de la Región Metropolitana”. En particular, menciona varios hechos irregulares tales como: Total ausencia de las acreditaciones de Personerías Jurídicas, expedientes mal foliados, falta de documentos a los otros organismos del Estado, seguimientos deficientes del Comité Operativo de Fiscalización, no hacer un seguimiento a las sanciones en dinero que se le formulaban a distintas empresas, etc.

Si esto sucede en la capital, ¿Cómo estarán funcionando las Conamas de otras regiones del país?

¿Hay en La Araucanía suficiente personal y recursos para fiscalizar?

Decimos que este tipo de noticias ya no son novedad porque son demasiados los hechos conocidos que muestran la extrema debilidad de la normativa que presuntamente debería proteger al medio ambiente. La actual legislación sólo considera algunas medidas de carácter informativo sobre las Declaraciones de Impacto Ambiental ingresadas al Sistema de Evaluación, y no se contempla ninguna forma de participación real por parte de la comunidad en esta materia.

En Villarrica, por lo menos desde principios del año 2005 que se ha estado publicando en los medios locales diferentes artículos y noticias haciendo énfasis en la importancia estratégica del Lago Villarrica para el aseguramiento del desarrollo socio-económico de esta zona turística, ya que diferentes estudios de la Dirección General de Aguas y la Red de Nuevas Ideas, entre otros, han emitido graves diagnósticos sobre la creciente contaminación lacustre.

La falla del miércoles en la planta elevadora de Aguas Araucanía que vertió una cantidad desconocida de aguas servidas a la playa Pucara ha sido catalogada como “accidente” y como tal, de acuerdo a la permisiva legislación vigente, será investigada y calificada por la propia empresa causante de los daños ambientales, frente a lo cual el Municipio sólo puede “solicitar” un informe.

Frente a esta situación. que daña gravemente la temporada veraniega de la comuna, hay un increíble silencio de una mayoría de las autoridades regionales y representantes gremiales y sociales locales, quienes todavía no logran comprender que tras estos "accidentes", provocados por la mala calidad de las instalaciones y la falta de responsabilidad de los operadores, hay todo un fenómeno económico-financiero que se está tragando uno a uno de los diversos recursos naturales del país para transformarlos en utilidades privadas.

En varios artículos recientes , el economista Marcel Claude, ex presidente de la Fundación Océana, expresa que se ha producido “la profundización de un patrón de acumulación que consiste en la conversión acelerada de capital natural en capital financiero, lo cual es altamente destructivo y depredador, con el agravante de que va de la mano con la concentración de esta riqueza en corporaciones y grupos económicos que operan precisamente en los sectores que explotan intensamente el medio ambiente y sus recursos, sin considerar la incapacidad de los ecosistemas para soportar esta sobreexplotación.”

En estas condiciones, donde existe un comportamiento generalizado de generar utilidades privadas a costa de la destrucción de recursos naturales públicos, la legislación debe fortalecerse con urgencia, tal como lo están pidiendo algunos senadores que proponen: “Si el responsable de una fuente emisora que por negligencia o incumplimiento de las disposiciones legales o reglamentarias causa un grave daño ambiental será castigado con la pena de reclusión entre los 541 días a 3 años y multas de 2.001 a 3.000 Unidades Tributarias Mensuales, es decir, entre los $69 millones y $103 millones.


Noticias relacionadas:

Senado votará proyectos que modifican ley de Bases del Medio Ambiente 

Multas de más de $344 millones arriesgan quienes comentan atentados contra el medio ambiente en Chile 


Foto (de archivo): Aguas contaminadas

-----------------------------------
AddThis Social Bookmark Button

Imaginactivo - Atina Chile - Villarrica Cultural

Permalink ~ Comentarios (1) ~ Comentar | Referencias (0)

Herramientas para emprendedores en audio y video

Por Manuel Gross - 2 de Febrero, 2008, 22:13, Categoría: General

Herramientas para emprendedores en audio y video

Dada la misión que nos hemos propuesto en este blog Imaginactivo, de colaborar con la innovación en las organizaciones sociales, en las pymes y en los emprendimientos personales, le asignamos un gran valor al uso de los programas y utilitarios que están disponibles en Internet en forma gratuita o a muy bajo costo. Por esto hemos publicado anteriormente dos colaboraciones de Ricardo Sametband, redactor tecnológico del diario La Nación, de Buenos Aires: "Colección imperdible de 40 programas gratis" y "42 sitios para tener tu oficina virtual". Ahora publicamos el siguiente artículo dedicado a explicar la forma de rescatar, digitalizándolos, los elementos multimedia contenidos en medios analógicos, tales como cassettes de música y cintas de video VHS:

Una nueva vida para los vinilos, las cintas de VHS y los casetes de audio

La PC puede ser una herramienta eficaz para digitalizar los recuerdos almacenados en formatos analógicos, como videos caseros o música que no se editó en compact disc.

Lunes 28 de enero de 2008 | Publicado en La Nación (Arg) | Noticias de Tecnología
Varios lectores nos consultaron sobre cómo preservar grabaciones caseras en cintas VHS, casetes de audio y discos de vinilo. Aquí, una guía para lograrlo.

Por Ricardo Sametband



En el caso del audio, la tarea es relativamente sencilla. Primero debemos conectar el equipo de música con la casetera o la bandeja tocadiscos a la PC. Usaremos la salida de audio de los parlantes, la de los auriculares o una salida secundaria (también conocida como Line Out) para llegar a la entrada de línea de la computadora (Line In). Es un conector celeste, y está presente en todas las placas de audio modernas. La PC también tiene otro enchufe rosa, para el micrófono, pero está preparado para registrar señales más débiles y no ofrece el mismo rango de sensibilidad que la entrada de línea convencional.

El cable necesario para unir el equipo de música con la PC deberá tener, en una punta, un conector macho de 3,5 mm (también conocido como miniplug), que irá en la computadora; en la otra, un conector similar, o dos enchufes RCA (uno blanco y uno rojo) según corresponda. Se consigue en cualquier casa de audio y no es caro.

Después bastará con poner Play en la casetera, o hacer girar el disco, y comenzar la grabación en la PC. El registro se hace en tiempo real: si el vinilo tiene una hora de música, ése será el tiempo que nos tomará transferirla a la PC. La aplicación gratis por excelencia para esta tarea es el Audacity (audacity.sf.net), aunque también se puede usar el WavePad (www.nch.com.au/wavepad/, se descarga una versión comercial; si no se adquiere en 14 días, se transforma en la versión freeware, con algunas herramientas deshabilitadas) o Wavosaur (www.wavosaur.com, gratis).

Lo ideal es grabar el audio con la mejor calidad posible (por ejemplo, en WAV de 44,1 KHz y 16 bits de muestreo, la calidad del CD de audio). Siempre hay tiempo después para transformar esa grabación en un archivo MP3. Hay que recordar que en ese caso habrá una pérdida de calidad; según la fidelidad del original, puede notarse si se codifica a menos de 160 Kbps. Para no perder ni un bit de información se puede recurrir a FLAC o WMA sin pérdida, formatos que no resignan información (es como si se zipeara el WAV), pero dan como resultado un archivo mucho mayor. En el caso del WAV en calidad CD, una hora de grabación ocupará unos 650 MB de datos. Para convertir el audio a otro formato están los freeware dBpoweramp (www.dbpoweramp.com, gratis para todos los formatos menos el MP3), WinLAME (winlame.sf.net) o los editores de audio mencionados.

Una vez que tenemos el audio, si lo queremos pasar a un CD de música podemos usar el software de grabación que vino con la quemadora de la PC, o una aplicación gratis como DeepBurner (www.deepburner.com, también hay una versión paga) o CDBurner XP (http://cdburnerxp.se). Para que la compactera individualice luego las pistas habrá que dividir el audio original en varios archivos.

Hay equipos que automatizan este proceso, como el Sanyo MCD-760EN ($ 459,99), que digitaliza el audio de un casete y lo graba como MP3 en una llave USB o en una tarjeta de memoria. También hay bandejas USB para vinilos, como las que fabrica Ion-audio (www.ion-audio.com), que ofrece una doble casetera USB. Lamentablemente no tiene representación en el país.

De la cinta al disco

En el caso de los VHS, transformar las grabaciones caseras en un registro digital es un poco más complejo. O al menos, más oneroso, porque requiere de más equipamiento.

A grandes rasgos, el proceso es similar al del audio: hay que conectar el videorreproductor a la PC y transferir la información. Para esto, sin embargo, se requiere un dispositivo que no es estándar, como la placa de sonido. Además, hay una complicación adicional, las normas de TV. Para que la transferencia se haga correctamente, el dispositivo que va a registrar el video debe ser de la misma norma que el que reproduce el video original; es decir, ambos deben ser PAL-N o NTSC (o ser binorma). De lo contrario, el video se verá en blanco y negro.

Ofrece una alternativa la capturadora de video, del estilo de las que fabrica Dazzle, un dispositivo que tiene tres entradas RCA estándar (amarilla para el video, roja y blanca para el audio estéreo) y un conector USB; el equipo se encarga de digitalizar la señal analógica que le provee el reproductor de VHS, e incluye un software de edición. El Dazzle DVD Recorder tiene un precio local de US$ 84; el Dazzle Video Creator Platinum, US$ 155 (ofrece más opciones de registro y diversos formatos de video, entre otras cosas).

Muchas sintonizadoras de TV para PC permiten grabar la señal que muestran en pantalla; aquí habrá que usar el cable coaxil que normalmente conecta el reproductor de VHS con el televisor, para suministrarle la señal a la sintonizadora. Así funcionan la Encore ENUTV (US$ 55; se conecta al puerto USB), Dazzle TV (US$ 62; se conecta a una ranura PCI) y Kworld Global TV Terminator ($ 115; para ranura PCI), entre otras. Si la sintonizadora no ofrece software de grabación se puede probar con la aplicación gratis Stoik Capturer (www.stoik.com/products/Capturer/).

Las videograbadoras digitales también pueden servir: si se tiene una filmadora que graba en MiniDV o DVD mini, y cuenta con una entrada de video, se pueden conectar ambos dispositivos y digitalizar el original. Bastará, como en el caso del audio, con apretar Play en la reproductora de VHS y Rec (o Grabar) en la filmadora digital. El video resultante se puede pasar a la PC a la manera tradicional; es decir, por un puerto FireWire, usando el software provisto por el fabricante de la cámara para capturar ese video. Si no se cuenta con uno, se puede probar con el antes mencionado Stoik o con el Exsate DV Capture Live (www.exsate.com/products/dvcapture/, gratis).

Para editar el video, emprolijarlo y prepararlo para ser pasado a un DVD hay varias aplicaciones freeware disponibles en la Red. Entre los editores están el clásico VirtualDub (www.virtualdub.org) y el multiplataforma Avidemux (avidemux.sf.net), que permitirán eliminar partes, unir fragmentos, etcétera. Si el destino final del video será un DVD, hay que codificarlo como MPEG2; si no, se puede optar por otro formato, como DivX. La aplicación Super (www.erightsoft.com/SUPER.html) es capaz de convertir video entre varios formatos.

Para generar la estructura de archivos necesaria para grabar un DVD se puede recurrir a DVD Flick (www.dvdflick.net), Video DVD Maker (www.videodvdmaker.com) o DVDBuilder (www.keronsoft.com/dvdbuilder.html). También será necesaria, por supuesto, una grabadora de DVD (US$ 45 aproximadamente).

Una última posibilidad es apelar a una grabadora de DVD independiente; es decir, de las que se conectan en forma directa al televisor. Incluyen una entrada de video analógico al que conectar el reproductor de VHS. Basta con poner a reproducir la cinta vieja y activar la grabación en el DVD. Aunque hasta hace unos meses en el mercado local había una mayor oferta de productos, hoy sólo se consigue el Sony RDR-GX350 ($ 999) y el Philips DVDR3455HDISK ($ 1599), que también tiene un disco rígido de 160 GB para almacenar los videos y proteger las cintas de VHS del deterioro que trae el paso del tiempo.

Ricardo Sametband

Fuente: CompuMar, Compumundo, ComputerShopping, Fràvega, Garbarino, Musimundo, y los fabricantes.



En el caso del audio, la tarea es relativamente sencilla. Primero debemos conectar el equipo de música con la casetera o la bandeja tocadiscos a la PC. Usaremos la salida de audio de los parlantes, la de los auriculares o una salida secundaria (también conocida como Line Out) para llegar a la entrada de línea de la computadora (Line In). Es un conector celeste, y está presente en todas las placas de audio modernas. La PC también tiene otro enchufe rosa, para el micrófono, pero está preparado para registrar señales más débiles y no ofrece el mismo rango de sensibilidad que la entrada de línea convencional.

El cable necesario para unir el equipo de música con la PC deberá tener, en una punta, un conector macho de 3,5 mm (también conocido como miniplug), que irá en la computadora; en la otra, un conector similar, o dos enchufes RCA (uno blanco y uno rojo) según corresponda. Se consigue en cualquier casa de audio y no es caro.

Después bastará con poner Play en la casetera, o hacer girar el disco, y comenzar la grabación en la PC. El registro se hace en tiempo real: si el vinilo tiene una hora de música, ése será el tiempo que nos tomará transferirla a la PC. La aplicación gratis por excelencia para esta tarea es el Audacity (audacity.sf.net), aunque también se puede usar el WavePad (www.nch.com.au/wavepad/, se descarga una versión comercial; si no se adquiere en 14 días, se transforma en la versión freeware, con algunas herramientas deshabilitadas) o Wavosaur (www.wavosaur.com, gratis).

Lo ideal es grabar el audio con la mejor calidad posible (por ejemplo, en WAV de 44,1 KHz y 16 bits de muestreo, la calidad del CD de audio). Siempre hay tiempo después para transformar esa grabación en un archivo MP3. Hay que recordar que en ese caso habrá una pérdida de calidad; según la fidelidad del original, puede notarse si se codifica a menos de 160 Kbps. Para no perder ni un bit de información se puede recurrir a FLAC o WMA sin pérdida, formatos que no resignan información (es como si se zipeara el WAV), pero dan como resultado un archivo mucho mayor. En el caso del WAV en calidad CD, una hora de grabación ocupará unos 650 MB de datos. Para convertir el audio a otro formato están los freeware dBpoweramp (www.dbpoweramp.com, gratis para todos los formatos menos el MP3), WinLAME (winlame.sf.net) o los editores de audio mencionados.

Una vez que tenemos el audio, si lo queremos pasar a un CD de música podemos usar el software de grabación que vino con la quemadora de la PC, o una aplicación gratis como DeepBurner (www.deepburner.com, también hay una versión paga) o CDBurner XP (http://cdburnerxp.se). Para que la compactera individualice luego las pistas habrá que dividir el audio original en varios archivos.

Hay equipos que automatizan este proceso, como el Sanyo MCD-760EN ($ 459,99), que digitaliza el audio de un casete y lo graba como MP3 en una llave USB o en una tarjeta de memoria. También hay bandejas USB para vinilos, como las que fabrica Ion-audio (www.ion-audio.com), que ofrece una doble casetera USB. Lamentablemente no tiene representación en el país.

De la cinta al disco

En el caso de los VHS, transformar las grabaciones caseras en un registro digital es un poco más complejo. O al menos, más oneroso, porque requiere de más equipamiento.

A grandes rasgos, el proceso es similar al del audio: hay que conectar el videorreproductor a la PC y transferir la información. Para esto, sin embargo, se requiere un dispositivo que no es estándar, como la placa de sonido. Además, hay una complicación adicional, las normas de TV. Para que la transferencia se haga correctamente, el dispositivo que va a registrar el video debe ser de la misma norma que el que reproduce el video original; es decir, ambos deben ser PAL-N o NTSC (o ser binorma). De lo contrario, el video se verá en blanco y negro.

Ofrece una alternativa la capturadora de video, del estilo de las que fabrica Dazzle, un dispositivo que tiene tres entradas RCA estándar (amarilla para el video, roja y blanca para el audio estéreo) y un conector USB; el equipo se encarga de digitalizar la señal analógica que le provee el reproductor de VHS, e incluye un software de edición. El Dazzle DVD Recorder tiene un precio local de US$ 84; el Dazzle Video Creator Platinum, US$ 155 (ofrece más opciones de registro y diversos formatos de video, entre otras cosas).

Muchas sintonizadoras de TV para PC permiten grabar la señal que muestran en pantalla; aquí habrá que usar el cable coaxil que normalmente conecta el reproductor de VHS con el televisor, para suministrarle la señal a la sintonizadora. Así funcionan la Encore ENUTV (US$ 55; se conecta al puerto USB), Dazzle TV (US$ 62; se conecta a una ranura PCI) y Kworld Global TV Terminator ($ 115; para ranura PCI), entre otras. Si la sintonizadora no ofrece software de grabación se puede probar con la aplicación gratis Stoik Capturer (www.stoik.com/products/Capturer/).

Las videograbadoras digitales también pueden servir: si se tiene una filmadora que graba en MiniDV o DVD mini, y cuenta con una entrada de video, se pueden conectar ambos dispositivos y digitalizar el original. Bastará, como en el caso del audio, con apretar Play en la reproductora de VHS y Rec (o Grabar) en la filmadora digital. El video resultante se puede pasar a la PC a la manera tradicional; es decir, por un puerto FireWire, usando el software provisto por el fabricante de la cámara para capturar ese video. Si no se cuenta con uno, se puede probar con el antes mencionado Stoik o con el Exsate DV Capture Live (www.exsate.com/products/dvcapture/, gratis).

Para editar el video, emprolijarlo y prepararlo para ser pasado a un DVD hay varias aplicaciones freeware disponibles en la Red. Entre los editores están el clásico VirtualDub (www.virtualdub.org) y el multiplataforma Avidemux (avidemux.sf.net), que permitirán eliminar partes, unir fragmentos, etcétera. Si el destino final del video será un DVD, hay que codificarlo como MPEG2; si no, se puede optar por otro formato, como DivX. La aplicación Super (www.erightsoft.com/SUPER.html) es capaz de convertir video entre varios formatos.

Para generar la estructura de archivos necesaria para grabar un DVD se puede recurrir a DVD Flick (www.dvdflick.net), Video DVD Maker (www.videodvdmaker.com) o DVDBuilder (www.keronsoft.com/dvdbuilder.html). También será necesaria, por supuesto, una grabadora de DVD (US$ 45 aproximadamente).

Una última posibilidad es apelar a una grabadora de DVD independiente; es decir, de las que se conectan en forma directa al televisor. Incluyen una entrada de video analógico al que conectar el reproductor de VHS. Basta con poner a reproducir la cinta vieja y activar la grabación en el DVD. Aunque hasta hace unos meses en el mercado local había una mayor oferta de productos, hoy sólo se consigue el Sony RDR-GX350 ($ 999) y el Philips DVDR3455HDISK ($ 1599), que también tiene un disco rígido de 160 GB para almacenar los videos y proteger las cintas de VHS del deterioro que trae el paso del tiempo.

Ricardo Sametband

Fuente: CompuMar, Compumundo, ComputerShopping, Fràvega, Garbarino, Musimundo, y los fabricantes.

.......................
Fuente: Diario La Nación, de Buenos Aires
 

Permalink ~ Comentarios (7) ~ Comentar | Referencias (0)
Etiquetas:

Calendario

<<   Febrero 2008  >>
LMMiJVSD
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29   

Categorías

Sindicación


Free counter and web stats



Ultimos artículos en el blog Imaginactivo:






Powered by CalendarHub



Search Engine Optimization
and Free Submission


Blog Directory

Blogarama - The Blogs Directory


AddMe.com,
Search Engine Marketing


My blog is worth $6,774.48.
How much is your blog worth?


Search My Site

any words
exact phrase

Site search Web search

Subscribe to this blog:
 
Blog Updates by Bot A Blog

Cine - debates - foros

Clubes de Cine

Grupos de debate sobre cine

Todo el cine arte en Chile

Alojado en
ZoomBlog